lunes, 18 de marzo de 2013

Circo del Sol: Kooza

Este sábado pasado fui a ver la última obra del circo del sol en España: Kooza. Como siempre, el circo del sol no decepcionó, una verdadera obra de arte dónde cuentan una historia a través de trapecistas y payasos. Sin embargo he de decir que esta obra ha estado por debajo de las anteriores, en particular ha sido inferior a la que más me gustó: Varekai.


En circo suelen crear nuevas obras juntando un grupo de artistas (teniendo en cuenta nacionalidaes, experiencia, habilidades...) y diseñan la obra para luego representarla por diversos países. Todas las obras del circo del sol tienen un espíritu propio pero a la vez están impregnadas de la estética propia del circo. Eso se nota en Kooza, donde la estética tiene la marca inconfundible del circo, pero tiene sus detalles propios. En ese aspecto vi algunos detalles particulares de estética asiática (la mayor parte de los actores tenían rasgos asiáticos) donde el grupo de acróbatas principales repetían números muy parecidos a lo largo de la obra, dando la sensación que las otras acrobacias fuera de este grupo eran un añadido sobre el tema principal (había un acróbata que hizo una montaña de sillas, tres funambulistas...).

Los más aplaudido fueron dos acróbatas que usaban una especie de estructura con dos ruedas a los lados que giraba en torno a un eje. Muy espectacular la verdad.